Dependiente de Decanato:

Facultad de Artes pone en marcha Oficina de Género y Diversidades Sexuales

“Esta Oficina será fundamental para generar un cambio cultural en nuestra Facultad, ya que si bien seguiremos atendiendo las situaciones particulares que surjan, considero que lo que se necesita es un cambio de fondo en cómo nos relacionamos, para acabar desde la raíz con la discriminación y malos tratos por motivo de género o identidad, y así avanzar hacia una Facultad más respetuosa, integrada y justa”, señala el decano de la Facultad de Artes, prof. Fernando Carrasco, sobre la puesta en marcha de la Oficina de Género y Diversidades Sexuales de la Facultad de Artes, unidad que será coordinada por la prof. Laura Lattanzi, con la asistencia en gestión de Nicole Herrera Farfán, y que contará, además, con un Consejo Asesor Triestamental. 

Para perfilar el trabajo de esta nueva unidad que dependerá de Decanato, han sido fundamentales los lineamientos institucionales de la Política de Igualdad de Género de la Universidad. Del mismo modo, “explorar y socializar las problemáticas propias de nuestra comunidad. Tratar de pensar en conjunto cómo implementar la perspectiva de género en los planes de estudio, en los relatos y la puesta en valor de la obra y la historia de nuestras artistas y académicas. Buscar nuevas propuestas que distingan los modos en que la creación, la investigación y la educación artística con este enfoque de género puedan ser parte activa de la transformación cultural que estamos viviendo”, explica la prof. Constanza Acuña, directora Académica de la Facultad de Artes y quien retomó el proyecto de la Oficina de Género de la Facultad cuando asumió el cargo en julio de 2022. 

Así, a partir de la actualización de la propuesta inicial, surgida tras el movimiento feminista de 2018, se desarrolló este nuevo proyecto que fue aprobado por unanimidad en el Consejo de Facultad del 26 de octubre de 2022. Estas actividades se iniciaron a partir del 3 de enero de 2023. “La puesta en marcha de esta oficina viene a cumplir con un compromiso largamente anhelado por todos y todas en nuestra Facultad, ya que los tiempos que corren han hecho todavía más evidente la necesidad de un trabajo profundo y sistemático en nuestras prácticas cotidianas, para avanzar en la construcción de un espacio libre de discriminación y seguro para todos y todas”, comenta el Decano Carrasco. 

La Oficina de Género y Diversidades Sexuales

Un comité de búsqueda fue el encargado de presentar al Decano los nombres de tres candidatos/as del estamento académico, perteneciente a las tres más altas jerarquías y con 22 horas disponibles para asumir la coordinación de la Oficina, siendo elegida en dicho proceso la académica del Depto. de Teoría de las Artes, Laura Lattanzi. Según explica, aceptar la coordinación de la unidad respondió a “una convicción social y política, ya que creo que los feminismos y las disidencias sexuales son actualmente de los movimientos más importantes para la reconfiguración y resensibilización del campo social (...) En ese sentido creo que generar un espacio institucional en nuestra Facultad es de alguna manera reconocer ello, reflexionarlo, impulsarlo, así como también situarlo en nuestras propias prácticas dentro de la comunidad universitaria e incluyendo los diversos ámbitos artísticos”.

Para la prof. Lattanzi “se hace fundamental considerar las dimensiones de género y diversidad sexual en las distintas iniciativas y prácticas que operan en nuestra facultad, en pos de una mayor igualdad de género trabajando para superar las brechas, barreras y discriminaciones, así como también las expresiones de violencia de género que persisten”, añade la académica, quien, en su rol de coordinadora, deberá asesorar a la autoridad en la toma de decisiones en temáticas relativas a la igualdad de género; coordinar y liderar el seguimiento del cumplimiento de las distintas políticas vigentes a nivel universitario en esta materia; y ser la contraparte local de la Dirección de Género de la Universidad, entre otras funciones.

“Lo primero es hacer un diagnóstico sobre las relaciones de género y la situación de las disidencias sexuales en nuestra Facultad y, luego, visibilizarlo”, comenta al respecto, agregando que ello incluye considerar aspectos de la vida universitaria para todos los estamentos de la comunidad, tales como “condiciones laborales (salarios, jerarquías, distribución de carga horaria), representación en órganos de decisión, posibilidades de investigación y creación, perspectiva de género y diversidad sexual en la docencia y las prácticas educativas así como también en el currículum, casos de acoso sexual, derechos de madres y padres estudiantes”. Una vez que se cuente con ese diagnóstico “podremos reorientar de manera más clara el plan de trabajo y las políticas que lo guiarán”, dice.

En ese contexto, un primer gran desafío es lograr que todas las personas que integran la comunidad de la Facultad de Artes sepan de la existencia de la Oficina, especialmente si se considera lo relevante que es “trabajar en conjunto con académicxs, estudiantes y funcionarixs, recogiendo sus inquietudes y propuestas. De esta manera el plan de trabajo a elaborar tiene que ser continuo, sistemático, colaborativo, participativo, pero también político”, dice la prof. Lattanzi. Y agrega: “Debemos como Facultad revisar nuestras prácticas bajo la luz de las políticas de igualdad, y por qué no también, reflexionando sobre la desobediencia de los feminismos y las disidencias sexuales. Tal como Linda Nochlin nos invitó hace más de cincuenta años atrás, se trata de revisar nuestra(s) institución(es), nuestras prácticas, metodologías, enfoques”. 

Antecedentes de la Oficina de Género y Diversidades Sexuales

“Hace años que se ha establecido la necesidad de la creación de esta Oficina, por petición de la comunidad, en el contexto de las grandes movilizaciones que se dieron abogando por los derechos de las mujeres y diversidades, y si no cumplimos antes con este compromiso, fue por el complejo contexto de la Facultad, sumado al proceso del estallido social y el confinamiento por la pandemia”, comenta el Decano Carrasco sobre el proyecto de creación de la Oficina de Género de la Facultad de Artes que “surgió a raíz de las movilizaciones feministas de mayo del 2018”, añade la prof. Constanza Acuña.

La directora académica recuerda que en ese contexto comenzaron a aparecer “nuevas reflexiones críticas y antiguas preguntas por nuestros modos de convivencia: al interior del aula, entre estamentos, las dimensiones laborales, humanas y académicas en la asimetría del poder, y en los modos de experimentar la violencia y la exclusión por parte de las mujeres y las diversidades sexuales al interior del sistema que gobierna nuestras relaciones académicas y nuestras formas de vida cotidiana”, siendo “una de las demandas más emblemáticas de la comunidad movilizada en ese momento, la creación de una Oficina de Género para la Facultad de Artes”.

Según recuerda la prof. Acuña, ese primer proyecto consideró como funciones de la futura Oficina el brindar apoyo y seguimiento en los casos de acoso y abuso sexual y de discriminación arbitraria, además de trabajar en coordinación con otras unidades de la Facultad, entre otras. “Sin duda, esa propuesta es nuestro punto de partida, y también el valioso trabajo que impulsaron distintas instancias triestamentales”, señala la prof. Acuña. Y destaca, además, el rol que tuvo la Dirección de Género de la Universidad y su equipo en el diseño de ese primer proyecto, especialmente “la generosidad y el compromiso de Pamela Farías, encargada de Institucionalización de Género y Corresponsabilidad, y Carmen Andrade, directora de Igualdad de Género”. 

Sin embargo, los avances que en esta materia durante los últimos años en la Universidad de Chile -Política de Igualdad de Género (2022), Política de Buenas Prácticas Laborales (2021) e Instructivo de Buenas Prácticas y Acciones para el Fomento de la Equidad de Género en la Carrera Académica (2021)- obligaron a actualizar esa primera propuesta. Por ejemplo, de acuerdo a lo establecido en los protocolos vigentes, no corresponde que la Oficina acoja las denuncias en materia de acoso sexual, aunque sí tendrá como función estar en coordinación con la unidad de primera acogida y llevar el seguimiento de las estadísticas asociadas en la materia.

Así, la nueva Oficina de Género y Diversidades Sexuales tendrá entre sus principales labores -además de asesorar a la autoridad y coordinar y liderar el seguimiento de la implementación de las políticas vigentes-, promover la comunicación de las acciones y medidas que se asuman en la materia, realizar actividades formativas con enfoque de género para la comunidad triestamental de la Facultad, participar de las instancias de planificación estratégica de la Facultad y realizar una propuesta de trabajo anual, entre otras. 

Será un espacio de visibilización y conversación sobre nuestra propia cultura y los cambios que necesitamos”, además de establecer “un vínculo con Nivel Central y las otras Facultades y unidades de nuestra Universidad, lo que es muy importante, ya que se han aprobado relevantes políticas transversales donde a nivel local nos corresponde trabajar activamente para revertir las inequidades con las que vivimos cotidianamente”, señala el Decano de la Facultad de Artes. Y concluye: “El desafío es grande, e incluirá activar conversaciones, informar, formar y trabajar con todas y todos, pero es un camino que debe iniciarse, y confío plenamente en la prof. Laura Lattanzi, nuestra Coordinadora de la Oficina, para iniciar estos pasos”.

Últimas noticias

Profesora Fernanda Vera expone en importante coloquio de la Universidad de California.

Women at de piano (1848-1970):

Prof. Fernanda Vera expone en importante coloquio en Estados Unidos

La actividad reunió a casi noventa participantes, entre ellos la musicóloga del Departamento de Música (DMUS), que presentó una ponencia sobre María Luisa Sepúlveda desde la construcción de género, enfatizando en las consecuencias que debió enfrentar por desafiar la norma imperante y ser pionera en espacios entonces fuertemente masculinizados como eran los concursos de composición, la docencia universitaria y la dirección de orquesta.

Universidad de Chile Podcast

José Vicente Asuar: El padre de la música electroacústica en Chile

Este ingeniero y compositor tuvo una importante colaboración con la Facultad de Artes de la Universidad de Chile durante los años 60' y se le reconoce como uno de los fundadores de la carrera de Ingeniería en Sonido. A seis años de su fallecimiento, revisamos los principales logros que lo volvieron pionero y uno de los más grandes exponentes de la música electrónica de nuestro país.

Compartir:
https://uchile.cl/a202908
Copiar